Cosas de mi Cabeza

Los Dados

Jugaban los dados dentro del cubilete. Querían salir y caer sobre el tapiz verde. Pero la mano temblaba. No se movía con seguridad. El ambiente tan cargado de humo, olores fuertes de humanidad, perfumes baratos.
La apuesta era sencilla. Los dados seguían bailando dentro. Que sensación de miedo y angustia. No se podía hacer nada más. Tenían que salir. Dos movimientos mas de aquella muñeca temblorosa y todo se habría terminado.
Cayeron tropezándose entre ellos, rodaron lentamente, se notaba la incertidumbre, al final se pararon. Todos miraron y el silencio hacia daño en los oídos. Se miraron, los ojos se clavaron en ella.
La perdió para siempre.

Visitas96
Visitas 121205
Comparte esta entrada en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
0Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest
0Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Tumblr
Tumblr
0Buffer this page
Buffer
Email this to someone
email
Print this page
Print

6 Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *