Marinera en cucurucho de pasta Brick y huevas de anchoa

Por fin tenemos la tapa definitiva de la marinera como yo quería. El proceso es exactamente el mismo que con la anterior
Hemos horneado un cucurrucho de pasta Brick al que hemos enrollado en un molde de acero inoxidable, si no es difícil que se mantenga. El horno a 180 grados y el tiempo sobre los 10 minutos. 
Con bastante cuidado, ya que la pasta Brick quiebra con mucha facilidad por su delicadeza, introducimos primero las huevas de anchoas en un lateral. Con una cucharilla vamos metiendo la ensaladilla rusa que hemos realizado a nuestro gusto, ya hemos hecho varias. Otra forma mas técnica es hacerlo con una manga pastelera, pero eso es una técnica que de momento dejamos. Una vez que tengamos la ensaladilla dentro, que si hace falta la empujamos con el rabo de la cucharilla, colocando en la punta una buena cucharada de huevas de anchos, para darle un aspecto más bonito y elegante.
Que os voy a contar mas, hemos sustituido la típica rosquilla de pan por una pasta brisa, algo más delicado. Y al comer siempre tendremos en la boca los sabores completos de la ensaladilla y la anchoa, con las texturas crujientes de esas huevas.
Y lo prometido está cumplido. Definitivo.

Tapa de Salmon con ensaladilla y remate de huevas de anchoa

Esta tapa es un recurso muy sencillo con unos restos de ensaladilla rusa.
Con unos filetes de salmón ahumado, en el mercado los hay de mil marcas y precios, vosotros veréis la calidad que buscáis, hacemos unos rulos con esos filetes con el rellano de la ensaladilla, para esta tapa he hecho dos rulos. Los he cortado por la mitad, y los he puesto de pie con la base del corte, para tener más estabilidad.
En el parte superior le he puesto unas huevas de anchoa. Ya la hemos utilizado en otras ocasiones. Son de mucha calidad, baratas aunque difíciles de encontrar. De un sabor muy delicado a este preciado pescado.
Presentamos con unas hojas de albahaca.
Una lindeza de imaginación.
Si tenéis problemas para encontrar estas huevas me lo decís en un comentario y os digo donde, como y cuanto cuestan, es una sorpresa muy agradable.

Marinera en cartucho de pasta brisa.

Es una tapa que llevo varios días con élla en la cabeza. Y éste es el principio de como será en su final. Ahora os digo como la he hecho tal cual.
Hemos horneado un cartucho de pasta prisa al que hemos enrollado en uno ya hecho con papel de aluminio, si no es difícil que se mantenga. El horno a 180 grados y el tiempo sobre los 5 minutos. A la mitad del tiempo se le debe dar la vuelta son problemas para que se diré por todos los sitios, ya estará casi dura.
Con bastante cuidado ya que la pasta brisa quiebra con mucha facilidad por su delicadeza, introducimos primero una anchoa en un lateral, dejando que parte de ella sobresalga. Con una cucharilla vamos metiendo la ensaladilla rusa que hemos realizado a nuestro gusto, ya hemos hecho varias. Otra forma mas técnica es hacerlo con una manga pastelera, pero eso es una técnica que de momento dejamos. Una vez que tengamos la ensaladilla dentro, que si hace falta la empujamos con el rabo de la cucharilla, cerramos sobre ella lo que sobresalía de la anchoa, para darle un aspecto más bonito y elegante.
Que os voy a contar mas, hemos sustituido la típica rosquilla de pan por una pasta brisa, algo más delicado.
Pero prometo sorpresas con esta Marinera.

Huevas de Anchoas, tapas varias

Esta delicadeza del mar en una novedad de la industria conservera del mar, son huevas de anchoas, elaboradas a raíz de una elaboración de la anchoa en salazón, con lo que permite una nueva visión de imaginación en la obtención de tapas, aderezos y complementos en la cocina.
Hoy solo la presentamos en encima de unas patatas chips, pero seguro que haremos alguna delicia con estas huevas.
Que por otro lado tiene un precio completamente asequible a cualquier bolsillo, con menos de 2 euros el tarro pequeño.

Torrada de Escalibada

Algo típico de Cataluña es la escalivada, palabra de origen catalán que significa asar al rescoldo, de verduras como la cebolla, la berenjena, el pimiento y en algún caso el tomate.
Las asaremos en el horno de casa, lo mejor sería en un buen horno de leña. En una llanda colocaremos las tres verduras, la berenjena partida por la mitad y a lo largo, la cebolla entera y el pimiento también entero, para unas 4 raciones, dos berenjenas, dos cebollas grandes y tres pimientos verdes, a 160º durante 1 hora, bien limpias y con unas gotas de aceite por encima. A la media hora daremos la vuelta a las verduras, añadiendo unas gotas de aceite de oliva extra virgen, y continuaremos hasta terminar de asar.
Retiraremos la carne de la berenjena con una cuchara, y reservamos, la cebolla la pelaremos de la capa exterior y la cortaremos casi con los dedos en rodajas, y el pimiento lo limpiaremos de pepita y de piel y lo cortaremos a tiras con los dedos, nada de cuchillo, se debe notar lo artesanal de esta comida.
Lo presentaremos en una rebanada de pan de pueblo, payés, de campo, al que habremos tostado ligeramente con la fuerza final del horno.
Colocaremos en forma separada las tres verduras. Adornaremos con unas anchoas para darle el toque salado a estas verduras.

Como curiosidad este plato es alto en fibra y bajo en calorías. Y una variedad es con bacalao por encima, pero ésta será una nueva torrada

Pechugas de pollo empanadas y tapa de anchoas de Santoña

Para dos personas una buena pechuga de pollo fileteada, sal pimienta, un vaso de leche entera, pan rallado, 3 huevos, perejil fresco picado, 4 tostadas de pan casero, y unas anchoas de Santoña.
Salpimentamos las pechugas de pollo y las maceramos durante una hora en leche, una vez maceradas, las empanamos y reservamos. Batimos los huevos, con el TRUCO de siempre, siendo las claras las que dejemos a punto de nieve y luego añadiendo las yemas y el perejil picado. Ahora las pasamos por el huevo batido, y…..
En una sartén con el aceite caliente, casi humeante, cocinamos por 2 minutos las pechugas por cada lado, y reservamos.
Hemos preparado unas tostadas de pan, rallando unos tomates, y colocando con gusto las anchoas de Santoña encima.
Presentamos,
CONSEJO : la combinación que produce los dos tipos tan dispares de comida, el corral y el mar, merece la pena experimentarlo, a nosotros nos ha gustado