• bechamel,  croquetas,  espinacas,  Pasas,  Recetas

    Croquetas de espinacas

    Una croqueta más de las muchas que se pueden hacer o inventar.
    Ingredientes (2 personas): 150 gr. de espinacas frescas, 50 gramos de pasas sultanas, 30 gramos de piñones, 1/2 l. de leche, una buena cucharada de harina, una nuez de mantequilla, aceite de oliva (AOVE), sal, nuez moscada, pimienta recién molida. Para el rebozado: huevo y pan rallado.
    Elaboración: En una cazuela con agua, vamos a escaldar las espinacas con un solo hervor, y las retiramos enfriándolas con agua helada. En una sartén con una cucharada de aceite, salteamos las espinacas añadiendo las pasas hidratadas y los piñones. Reservamos.
    Preparamos una bechamel, la hemos explicado muchas veces, aquí tenéis la receta.
    Cuando la tengamos lista de sal, pimienta, y nuez moscada, añadimos el salteado de espinacas a las que antes habremos picado a cuchillo para trocearlas bien.
    Cocinamos todo junto unos 5 minutos. Colocamos esa masa en una fuente y dejamos enfriar, yo le pongo, tanto a la fuente en vacio como luego a la masa, una ligera capa de aceite para que no se peguen ni haga costra.  Y para terminarlas le damos a la masa la forma que más nos guste. Las pasamos por pan rallado, huevo y de nuevo por pan rallado. Fríelas en abundante aceite muy caliente. Sirve las croquetas y adorna el plato con perejil picado.

    Aprenderemos una nueva croqueta y un sabor delicioso. Las pasas y los piñones son opcionales.
    Visitas226
    Visitas 120355
  • bechamel,  chorizo,  croquetas,  Recetas

    Croquetas de Chorizo Manchego

    Vamos hacer una bechamel con un poquito de mantequilla, unos 100 gramos, que colocaremos en un cazo a fuego flojo, tendremos cortada, o casi rayada una cebolleta tierna, que pocharemos con esa mantequilla, cuando este casi transparente, añadiremos la harina, 3 cucharadas soperas, cocinaremos por un tiempo suficiente para que la harina se haga. Vamos añadiendo la leche, casi un litro nos hará falta, y sin dejar de remover la varilla, cocinamos por un tiempo de 20 minutos, añadiendo la leche a poquitos hasta conseguir una masa densa, rectificamos de sal, pimienta y yo le pongo una pizca de nuez moscada.
    En este momento añadimos los chorizos fritos y troceados, seguimos removiendo hasta que la textura y consistencia de la bechamel la tengamos a nuestro gusto.
    En una fuente de cristal, aceitada por todos los sitios para evitar que se pegue o haga una costra, colocamos la masa y dejamos enfriar de un día para otro en la nevera.
    Y a freír las croquetas como más nos gusten, pan rallado, huevo y pan rallado de nuevo, por ejemplo.

    El sabor de estas croquetas es muy especial. Su intenso aroma a chorizo nos recordará siempre a nuestra tierra. Opciones cambiamos estos chorizos por cualquiera de la tierra de donde somos. 

    Visitas76
    Visitas 120355