• ajo,  asado,  cebolla,  cerveza,  patatas,  pollo,  Recetas,  romero,  tomillo,  vino blanco

    Pollo frito (Asado) con patatas y cebolla

    Esta receta tiene su miga, me explico. No tenía horno donde la estaba cocinando, así que pensé la forma de hacer un asado pero en una sartén. Vamos con los
    Ingredientes para 4 personas:
    1 pollo de corral de aproximadamente 3 kilos.
    500 gramos de patatas, 4 unidades hermosas.
    4 cebollas medianas dulces.
    1 cabeza de ajos morados.
    Un vaso de vino blanco, en su defecto una cerveza de 33 cl.
    Sal, pimienta, especies como tomillo, romero.
    Preparación:
    El pollo lo cortamos de tal forma que cada uno de ellos sea una tajada. Salpimentamos y en una sartén con 3 cucharadas de AOVE a fuego muy fuerte, lo doramos. Una vez dorado, bajamos el fuego al mínimo, añadimos la mitad del vino, la cabeza de ajos y las especies.
    En otra sartén vamos a freír a fuego muy lento las patatas y las cebollas coartadas en rodajas finas y salpimentadas, en 3 cucharadas de AOVE, añadiendo la otra mitad de vino. Taparemos la sartén con una tapa de aluminio y durante 20 minutos la tendremos cocinando. Las patatas tienen que quedarse casi cocidas en su aceite y la cebolla transparente.
    Una vez tengamos el pollo en unos 20 minutos se lo añadimos a las sartén donde estamos con las patatas y las cebollas. Subimos el fuego, doramos las patatas y las cebollas dejándolos en el punto de crujiente que queremos, se unifican los sabores del pollo y las patatas, todos sus jugos. Para que no se queden secos, debemos tener preparado, o bien algún caldo de pollo o en su defecto agua, incluso más vino o cerveza, pero con la precaución de añadirlo con suficiente antelación pata evaporar los alcoholes.
    Presentamos en una fuente y adornamos con una ramita de romero.

    ¡A disfrutar!
  • Juliana,  mandarina,  miel,  pollo,  Recetas,  vino blanco

    Pollo Con salsa de Mandarina al vino blanco

    Esta receta es una variante del Pollo frito a la naranja.
    Para este caso y dos personas, hemos troceado medio pollo, sobre los 2 kilos de peso en total. Un vaso de vino Blanco, mejor un Verdejo, sal, pimienta, 3 ajos, unas ramas de romero fresco, el zumo de 1 kilo de mandarinas, en este caso he utilizado de la variedad Clementina, dos cucharadas de miel de romero y 5 de AOVE.
    Salpimentamos el pollo y en una sartén con 4 cucharadas de AOVE cocinamos el pollo a fuego fuerte durante 15 minutos, añadimos los ajos, una rama de romero picada finamente y el vaso de vino, reducimos hasta que evapore el alcohol. Añadimos el zumo de las mandarinas y dejamos cocer por tiempo de una hora y media a fuego muy flojo. Tenemos que dejar una salsa suave y melosa.
    Con la piel de la mandarina, solo la parte exterior naranja, la cortamos en Juliana, en tiras muy finas y alargadas, en una sartén con una cucharada de AOVE, las freímos a fuego muy fuerte, a mitad de esa fritura añadimos las dos cucharadas de miel de romero, salteamos hasta que se queden crujientes. Las sacamos las cortezas a un plato, sin papel de cocina, se pegarían. el jugo que ha quedado en la sartén lo añadimos a la cazuela donde tenemos el pollo cocinando.

    Presentamos en una plato con las pieles de la mandarina en crujiente, con su sabor acido y dulce a la vez, una rama de romero y el pollo con esa salsa reducida.